0
Historia

Ida Maud Cannon, pionera del Trabajo Social Sanitario… y el pájaro Dodo

Una nueva entrada sobre la historia del Trabajo Social Sanitario nos lleva a una de las figuras más relevantes de nuestra profesión: Ida M. Cannon.

Para muchas, Ida es considerada como la primera trabajadora social sanitaria estadounidense, aunque la primera fue Isabel Garnet Pelton, a quien ya dedicamos una entrada.

Ida Maud Cannon nació en Milwaukee en 1877. Sus padres, Wilma Cannon y Colbert Cannon, tuvieron 4 hijos. Wilma Cannon falleció cuando Ida tenía tan solo 4 años. Tras el fallecimiento de Wilma, Colbert con sus 4 hijos se mudaría a St. Paul, donde el padre rehizo su vida con otra mujer.

El padre era un funcionario del Great Northen Railroad, pero tenía una gran pasión por la medicina y, aunque no llego a estudiar, recopiló una importante biblioteca de libros sobre ello. Seguramente esta pasión del padre acabaría influyendo en dos de sus hijos: Walter Bradford quien se licenció en medicina en la Harvard College and Medical School e Ida Cannon, que se graduó en enfermería en la City County Hospital Training School.

Uno de los primeros trabajos como enfermera fue en la St. Paul Associated Charities entre 1903 y 1906 donde visitaba a los enfermos en los domicilios, esto hizo que empezará a valorar la importancia de los condicionantes sociales en la salud de las personas e interesarse sobre el tema.

Durante estos primeros años como enfermera asistió a algunas clases de sociología y psicología en la universidad de Minnesota, estas clases la llevaron a asistir a una charla de Jane Addams, fundadora de la Hull House, quien explicaba, con imágenes impactantes, las condiciones de vida e higiene de los niños en los barrios marginales de Chicago, reclamando cambios profundos en las casas y fábricas dada la peligrosidad para la salud de las familias. Para Ida, la charla de Jane Addams infundó una inquietud sobre el tema que la llevaría a acercarse al trabajo social.

En aquellos años y más concretamente en 1904, se creó la Escuela de Trabajo Social de Boston (más tarde conocida como Simmons College), su hermano y su cuñada Cornelia siendo conocedores de la inquietud de Ida por los condicionantes sociales la animaron a estudiar Trabajo Social y a permanecer en su casa en Cambridge. Ida aceptó la invitación y en 1906 se matricularía en la Escuela de Trabajo Social de Boston.

Durante su estancia en casa de su hermano, este la invitó a un encuentro de médicos en la casa de un profesor de Harvard, allí vería por primera vez a Richard C. Cabot, un joven médico que describiría como un hombre de piel clara, sentado en el borde de una silla, con la cabeza inclinada hacia un lado y tomando parte con mucho vigor de la discusión. Esa sería la primera vez que vería a Richard C. Cabot, pero posteriormente y de manera imprevista coincidirían en otras dos ocasiones: La primera, en la inauguración de los nuevos edificios de la Harvard Medical School donde él dirigía el coro de jóvenes médicos y, la segunda, en la Conferencia Estatal de Trabajo Social de Massachussets en Worcester, donde el Dr. Cabot explicaba la experiencia del primer año del departamento de Trabajo Social del Hospital General de Massachusetts (en adelante HGM).

En esta ocasión no dudó en hablar con él y en seguida la invito a unirse a su equipo de trabajadoras sociales. Por aquellos años aún estaba estudiando a tiempo completo y empezó a acudir al hospital los sábados como voluntaria.

En 1907 Ida se incorpora como trabajadora social sanitaria en el HGM, sustituyendo a Garnet Isabel Pelton.

En 1914 fue nombrada jefa de Servicio donde ejerció hasta 1945. Su estatus se equiparaba a los jefes de cirugía o medicina.

El Dr. Cabot e Ida M. Cannon hicieron un muy buen tándem profesional, donde se complementaban las dotes de líder creativo, seguro y valiente del Dr. Cabot y la inteligencia, gran paciencia y firmeza de Ida en defender sus ideas y objetivos. 

Como podemos imaginar los inicios de los trabajadores sociales sanitarios en los hospitales no fueron sencillos, ya que algunos profesionales eran vistos como intrusos e Ida supo medir los momentos en que debía tener paciencia y esperar y otros donde impulsar el rol del trabajador social sanitario.

En sus inicios como enfermera entendió que la medicina y la enfermería requerían una comprensión mayor de los problemas sociales de la enfermedad, llegando a la conclusión de que era necesario reconocer estos elementos y que la medicina, la enfermería y el trabajo social sanitario debían ir juntos de la mano porque se necesitaban mutuamente.

Por lo tanto, tuvo muy claro que la valoración social era una parte imprescindible en la atención médica y en la recuperación de los pacientes.

Para ella existían cuatro elementos básicos de la atención:

  • Mantener el foco en las necesidades individuales del paciente
  • Identificar e interpretar continuamente el concepto de básico de atención, los aspectos sociales de la enfermedad.
  • La preocupación del médico en dar una buena atención.
  • La importancia del trabajo interdisciplinario en equipo de médicos, enfermeras y trabajadoras sociales.

Explicar todos los logros que consiguió Ida nos darían para muchas entradas, pero quiero destacar dos aspectos que marcaron la diferencia en su trayectoria profesional.

Una de las facetas importantes de Ida fue el trabajo de difusión que hizo de las funciones del Trabajo Social por todos los Estados Unidos, pero también a nivel internacional.

Juntamente al Dr. Cabot hicieron innumerables viajes a hospitales de los Estados Unidos para explicar las funciones de los trabajadores sociales sanitarios y los beneficios de su intervención en los pacientes. También promovían intercambios de trabajadores sociales que acudían al HGM. En estos viajes hacía también difusión de su libro “Trabajo social en Hospitales” que escribió en 1913 y que dedicó al Dr. Cabot.

“PARA EL DR. RICHARD C. CABOT

cuya perspicacia, imaginación constructiva y espíritu pionero e intrépido han sido los factores principales para iniciar y llevar a su estado actual este país, el servicio social organizado.”

Pasó un considerable tiempo en Francia durante la Primera Guerra Mundial, trabajó en París con la señora Georges Getting, con quien estableció en primer servicio social hospitalario en Francia y juntas promovieron un plan para promover la formación de los trabajadores sociales.

Incluso en su época de voluntaria en el HGM viajó a Londres, donde visitó el St. Thomas Hospital y forjaría una gran amistad con Anne Cummins y Cherry Morris.

Su objetivo de promover y hacer crecer el trabajo social sanitario la llevó incluso a promover que las trabajadoras sociales que se formaban con ella y trabajan en el hospital se marcharan a otros hospitales para liderar los equipos de Trabajo social sanitario, tanto de Estados Unidos, como Japón y China, aunque este hecho desestabilizara en algunas épocas el propio equipo del HGM.

Otros de los logros de Ida M. Cannon fue la de promover el trabajo en equipo interdisciplinar y llegar a lograr que los trabajadores sociales sanitarios estuvieran plenamente integrados en los equipos. Su trabajo paciente e insistente logró resultados importantes, como en 1933, cuando el Dr. Cheser M. Jones incluyó en el departamento de gastroenterología un equipo permanente formado por un cirujano internista, un psiquiatra, un trabajador social y un dietista para atender a la “persona entera”.

En 1938 se autorizó a que los trabajadores sociales pudieran escribir sus valoraciones en las historias clínicas como un elemento importante para la atención médica y el establecimiento de los tratamientos.

El afán de Ida en promover el trabajo social sanitario la llevó a promover que los trabajadores sociales participaran en la docencia de los estudiantes de medicina con el objetivo de remarcar la importancia de las implicaciones sociales de la enfermedad.

“Los estudiantes deben aprender a reconocer las implicaciones de la enfermedad, deben desarrollar el hábito mental de ver fácilmente al paciente antes que ver la enfermedad. Deben revisar los aspectos sociales y psicológicos de casa caso con la misma naturalidad que los diferentes sistemas del cuerpo en la exploración médica”

Cannon, 1934

Esta visión y empeño tuvo sus primeros frutos cuando en 1913, el Dr. David L. Edsall, jefe de medicina del HGM y profesor de medicina de Harvard, invitó al departamento de Trabajo Social a dar algunas conferencias a los estudiantes de medicina sobre los aspectos sociales de enfermedades como la tuberculosis o la sífilis.

Ida M Cannon fue, sin lugar a duda, una de las grandes figuras del Trabajo Social Sanitario y esta entrada queda corta para todos los reconocimientos que obtuvo y todo lo que llegó a lograr para la profesión.

Si habéis leído hasta aquí seguro que os preguntáis por el pájaro Dodo del título del post y que relación tiene con Ida.

Mirad atentamente la maravillosa foto de Ida M. Cannon en su despacho reunida con el Dr. Richard C. Cabot.

El despacho de Ida estaba decorado con diversas fotografías de trabajadores sociales y médicos con los que había colaborado. Pero destaca encima de la mesa una ilustración del pájaro Dodo del libro de Lewis Carrol, Alicia en el País de las Maravillas de 1862.

Dodo con ojos brillantes y señalando con el dedo de la mano derecha dice:

La mejor manera de explicarlo es hacerlo

Esta frase la tenía muy presente y le recordaba los inicios y como tuvo que abrirse camino.

Ida falleció el 7 de julio de 1960 a los 83 y con más de 40 años como trabajadora social en el Hospital General de Massachusetts.

BIBLIOGRAFÍA
Cannon, I. M. (1917): Social Work in Hospitals: A Contribution to Progressive Medicine, Nueva York, Russell Sage Foundation. https://collections.nlm.nih.gov/catalog/nlm:nlmuid-28310200R-bk
Cannon, I.M. "Teaching Medical Students the Social Implications of Sickness," New England Journal of Medicine 211 (August 2, 1934): 219.
Bartlett, H. M. (1975). Ida M. Cannon: Pioneer in Medical Social Work. Social Service Review, 49(2), 208–229. doi:10.1086/643236.
Bull, W. (2011). Massachusetts General Hospital: Noblesse oblige, private practice, and the power of research. Journal of Medicine and the Person, 9(2), 80–82. doi:10.1007/s12682-011-0091-9 
Gehlert,S.(2019). The Conceptual Underpinnings of Social Work in Health Care. Handbook of Health Social Work,1-19 doi:10,1002/9781119420743.ch
 WEBGRAFÍA
https://socialwelfare.library.vcu.edu/people/cannon-ida-maude/
https://www.harvardsquarelibrary.org/biographies/ida-m-cannon/
Dodo: Imagen modificada de https://openclipart.org/detail/196431/the-dodo-from-alice-in-wonderland-by-kinetoons-196431

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

0
Cart Overview